Marom Connect

Rabino Haim Casas, presenta su libro Introducción al Judaísmo: “Hay que ser rabino en la sinagoga y en la calle”

Rabino Haim Casas

Entrevista al rabino cordobés Haim Casas sobre la publicación en el sello Almuzara de su libro Introducción al Judaísmo: Desde los tiempos bíblicos hasta la actualidad, la fascinante historia y evolución del pueblo judío.

En Marom Connect Literatura estamos comprometidos con los escritores judíos españoles. En este reportaje conocemos de cerca el libro escrito por el Rabino Haim Casas (Córdoba, 1981) quien a parte de ser ahora escritor, es líder espiritual de la Sinagoga Abierta, reconocido guía turístico de la ciudad de Córdoba y de otras ciudades andaluzas con su proyecto Makom Sefarad. Está comprometido con el judaísmo liberal e inclusivo. Conocemos de cerca al rabino Haim Casas, qué le motivó a ser rabino, conocer la importancia del legado judío hispánico y cuál es su visión y rol en la España judía de hoy.

Haim Casas Libro
Introducción al Judaísmo. Haim Casas

Mi manera de entender el rabinato es contar con el mundo judío y también con la sociedad. ¿Qué tipo de rabino necesitamos en el siglo XXI?

Rabino Haim Casas, ¿cuándo empezó su pasión por la cultura judía?

Estoy reflexionando mucho últimamente sobre el por qué. Estoy en un proceso de replantear el rabinato por dos motivos. Mi manera de entender el rabinato es contar con el mundo judío y también con la sociedad. ¿Qué tipo de rabino necesitamos en el siglo XXI?

Dediqué mi vida profesional judaísmo. Casualidades de la vida hizo poner en mi camino a una familia que decidió fundar un museo judío en Córdoba, Casa de Sefarad. Estuve años durante 7 años trabajado ahí apasionado por la cultura sefardí, hasta dejé de lado unas oposiciones. Fue un proyecto que me hizo feliz, que me apasionaba y encima en la ciudad donde había nacido.

Ahora vivo en Córdoba desde hace 3 años donde hay pocos judíos pero un montón de turismo interesado en el patrimonio judío de la ciudad. Tengo la suerte de vivir en el barrio donde nació mi abuelo. Estoy fuertemente enraizado en un barrio del siglo X al lado de una iglesia que antes fue mezquita. Y también vivo aquí porque me veo como el rabino de Córdoba. Tengo muchos conocidos no judíos que necesitan hablar de Dios, cuando se les muere un ser querido, cuando pasan por una enfermedad o problemas en su matrimonio, no llaman al párroco, me llama a mí.

¿En qué momento decidió dar el paso para formarse como rabino?

Vi que este proyecto me ayudó a seguir profundizando en el conocimiento del judaísmo, pero llegó un momento donde no podía aprender más. En Córdoba no hay nada, ni estudios judíos ni filología ni nada. Caí en una profunda crisis porque por ejemplo en un momento donde un periódico local se me definió como “el experto en judaísmo”. Me chocó mucho y me dije a mi mismo “Haim, ¿quieres ser el experto entre los ignorantes?, ¿es esto a lo que tu aspiras?”.

Decidí mandar un email a Peter Geffen mi mentor que vivía en Nueva York. Es el fundador del Instituto educativo Kivunim que traen estudiantes judíos a España. Él me dijo que yo debería ser rabino, dar un paso y entrar en una escuela rabínica. Quedamos en Sofía, Bulgaria donde estuvimos con los estudiantes, visitamos la ciudad, visitamos la comunidad sefardita y tuvimos un almuerzo privado donde yo tomé la decisión. Lo que sí tenía claro es que quería hacer algo en España.

Rabino Haim Casas
Rabino Haim Casas con estudiantes en Córdoba

¿En qué comunidades ha servido desde entonces?

He servido en Francia y Suiza hasta ahora. He tenido algunas colaboraciones puntuales con algunas comunidades en España y desde luego con la comunidad Reformista de Sevilla que fundé en mi casa en Córdoba, de índole liberal. No tenía sentido tener como sede Córdoba cuando nuestros miembros estaban en Sevilla. Luego me mudé a Londres y en Sevilla siguieron el liderazgo.

¿Qué dificultades personales o profesionales se ha encontrado en su función de rabino en España?

Quizá las mayores dificultades las he encontrado en mi propia casa. En España siempre hemos tenido el problema de pensar que cualquier cosa extranjera es mejor que lo local. Lo hemos hecho con todo. Y por ahí quizá venga mi retorno. Quizá la comunidad judía se siente segura o reforzada en su identidad con un rabino extranjero con la larga de sus 8 apellidos askenazi que con chico joven andaluz apasionado con el judaísmo y que se acabó convirtiendo en rabino. Para algunas comunidades aceptar que su rabino no es un judío de pura cepa es difícil.

Estoy convencido que solamente con una generación de líderes fuertes nacidos en España haremos que el judaísmo en España sea visto como algo normal y que forma parte de la identidad Española, que forma parte de las raíces identitarias españolas y no como algo ajeno, extranjero. Es nuestro trabajo dotar de naturalidad y normalidad al judaísmo español.

Estoy convencido que solamente con una generación de líderes fuertes nacidos en España haremos que el judaísmo en España sea visto como algo normal y que forma parte de la identidad Española

Hablas como si lo español y lo judío fueran mundos separados, ¿cómo ves la vida judía en España?

 500 años de nacionalcatolicismo en España nos ha hecho extranjerizar todo aquello que no sea católico y eso creo que de un modo inconsciente en la comunidad judía lo hemos incorporado, como si fuera imposible ser auténticamente judío y auténticamente español a la vez.

Son dos identidades tremendamente ricas y complejas. Hay muchas maneras de ser español como judío, y también muchas maneras de vivir la hispanidad y la identidad judía. Yo me siento muy andaluz y super español. Mi manera de vivir mi españolidad es vivir a través de mis raíces andaluzas. Ser español significa pertenecer a una identidad de identidades. Ya hablo siempre de identidades, no de identidad. Yo soy Haim, Jaime, el cordobés, el andaluz, el español, el rabino, el judío, el gay, el activista. Es todo complejo y yo intento vivir esta complejidad con la mayor naturalidad posible.

Cuando nos levantamos por la mañana tenemos la opción de vivir o no vivir conforme a los valores de la Torá. Me gusta pensar que el judaísmo es acción, Naashe VeNishma, dijeron los Israelitas en el desierto, “Haremos y entenderemos”.

Ser judío no es pertenecer a un linaje o a una estirpe, es acción, es una opción personal de cada uno. Yo quería hacer un proyecto donde no pregunto si eres judío de padre o de madre, de ahí nació la Sinagoga Abierta.

Haim Casas
Haim Casas con grupo de turistas en la judería de Córdoba

Su rol y su trabajo están principalmente en Andalucía, ¿se puede decir que hay un resurgimiento de lo judío andaluz?

Lo tengo cada día más claro. No veo que el futuro de los rabinos sea estar exclusivamente en una sinagoga, al menos mi manera de ser rabino. Hay que ser rabino en la sinagoga y ser rabino en la calle. Hay que tener un compromiso con el pueblo judío y la sociedad.

No creo que lleguemos a tener lo que tuvimos durante la Edad de Oro del Judaísmo español en Andalucía porque es irrepetible. Sin embargo el mundo judío necesita encontrarse con España y con Andalucía. El judío necesita este reencuentro con Sefarad y Sefarad necesita lo mismo con el judaísmo. Es la historia de un reencuentro que no es de ahora, se remonta al origen del filosefardismo del siglo XIX.

Están naciendo un montón de iniciativas que hace diez o quince años sería impensable. Asociaciones y proyectos culturales, turismo, educación. Del norte al sur de España dentro y fuera de las comunidades. ¿Quién nos iba a decir que íbamos a tener comunidades judías tan diversas no solo las tradicionales marroquíes?

Ahora tenemos Limmud, Marom, Moishe House, Makom Sefarad, Ulpán Hebreo Sefarad, Darom y asociaciones culturales judías llevadas por no judíos, algo que a mí me apasiona.

Otra de sus facetas es la de guía turístico, ¿cómo es ese trabajo?, ¿quiénes son los turistas interesados en el patrimonio judío andaluz?

Hay dos partes del proyecto, una es más espiritual y rabínica como es la Sinagoga Abierta y otra es más cultural y turística como Makom Sefarad.

Mi idea básicamente es que hay que salir a llevar al judaísmo a la calle. Hay judíos que no ponen un pie en la sinagoga y por eso hay que estar ahí para ellos, en la calle. Esos mismos que no pisan una sinagoga, piden tener una experiencia judía durante su visita en Andalucía. El turismo serio y riguroso en su conocimiento es un instrumento que podemos usar hoy para la transmisión de la cultura y la identidad judía y, también educativa para los propios judíos. Ahí veo que los judíos conectan con sus raíces.

No es la primera vez que escucho ese término, llevar el judaísmo a la calle, ¿pero cómo se hace?

Creo que el judaísmo de los valores de la Torá está plenamente comprometido con la sociedad. Lo que yo hago no me lo estoy inventando, lo estoy viviendo. No estoy diciendo que mi manera de practicar el rabinato sea mejor ni peor, pero estas son las circunstancias donde vivo. Tuve muchos años de fervor y luego de reflexión. Tuve una pequeña crisis en mi primer año de estudio en la escuela rabínica y me pregunté “¿Oye Haim tú vas a dedicar toda tu vida a esta gente?” y esa pregunta me dio vértigo. Es como si fuera un mundo demasiado exclusivo.

Se lo comenté a un amigo y me citó a un rabino que creo que ya murió Lionel Blue, “que el judaísmo sea tu casa y no tu prisión” y yo creo que es hora que por lo siglos que ha vivido el judaísmo de persecución, de gueto, tengamos que salir fuera. Me he visto que soy como un puente entre el mundo judío y el mundo no judío. Estoy en la frontera entre ambos mundos.

He hecho un proceso de regresar a mis raíces marranas. Es un proceso interesante. Ha llegado un momento que he tenido que elegir esta etiqueta entre todas las que me han puesto. Yo no vengo de una familia tradicional sefardí de Salónica que la abuela hablaba en ladino y que cocinaba burekas, pero he estudiado en una escuela asquenazi. Al final soy un marrano, navego entre identidades.

El libro tiene un aporte interesante, ya que es el resultado de enseñar las clases de introducción al judaísmo a la gente de los cursos de conversión

Hablemos del libro que ha escrito y publicado recientemente Introducción al Judaísmo (Almuzara). ¿Por qué surge la necesidad de escribir este libro?

Porque tengo pasión por el judaísmo y es parte de esta responsabilidad de enseñar el judaísmo. Aunque he decir que me cuesta muchísimo escribir y eso que los temas no son complicados. Por eso es una introducción al judaísmo. Contar todo esto de forma oral es muy fácil, pero hacerlo por escrito está lleno de sudor y lágrimas. Pero era mi deseo más profundo la divulgación el judaísmo de una forma clara.

El otro día le explicaba a mi editora y me decían que era fácil de entender. Porque ahí creo que está el Haim guía turístico y por un rabino. Está escrito de la manera que yo hablo a turistas que no tienen mucha idea del mundo judío. Está escrito pensando en un lector, en un público que me haría una pregunta como ¿qué es una sinagoga?, ¿qué es shabat?

¿Qué valor aporta su libro a la milenaria tradición de los textos judíos?

Uno tiene que ser consciente de lo que uno puede aportar. Explico siempre todas las versiones del judaísmo, desde la versión liberal moderna hasta las tradiciones de la ortodoxia o más tradicional. Tengo que explicar que hay gente que no le da al interruptor hasta otra gente que se le da un valor diferente al shabat como irse a pasear por la playa en Tel Aviv o en Córdoba. Para mí es importante explicar precisamente eso, el judaísmo plural e inclusivo.  El libro tiene un aporte interesante, ya que es el resultado de enseñar las clases de introducción al judaísmo a la gente de los cursos de conversión. Es un libro para entrar a conceptos básicos del judaísmo, una puerta a aprender muchísimo más.

He citado a Abraham Yehoshua Heschel y sobre todo de rabinos de la tradición hispano sefardí resaltado sobre todo  quien vivió en esta tierra hace tanto siglos. Cito a mujeres, con una visión más inclusiva del judaísmo. El resultado como si estuviera escrito con capas de  cebolla: como el educador, rabino, guía turístico que soy.

Haim Casas
Introducción al Judaísmo - Extracto

El minuto siguiente en nuestras vidas

“The Next Minute”, una coproducción brasileña-israelí de Lamb Filmes, dirigida por Guigo Gerber y Thais Fridman, aborda las masacres ocurridas en Israel el 7 de octubre de 2023, perpetradas por terroristas de Hamas

Sigue leyendo»

¿Cómo podemos ser santos?

Nuestra lectura de esta semana tiene un nombre muy especial y un dicho muy fuerte: “Sed santos”.
Ser santo es bonito, pero entender qué es un santo no sólo es bonito sino muy necesario.

Sigue leyendo»
Etgar Keret

Señales de vida

Cierra los ojos e intenta detener el enfado. Intenta parar la rabia hacia todos aquellos tan merecedores de la santa rabia que arde en ti

Sigue leyendo»

MAROM CONNECT
Espacio Cultural Judío en España

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad